ECOGRAFIA 3D Y 4D


SABER A QUIEN SE PARECE TU BEBE ANTES DE NACER YA NO ES IMPOSIBLE...

Es la imagen obtenida por ultrasonidos de un feto 3D, en tres dimensiones y en tiempo real, de modo que permite la obtención de una imagen verdadera del feto. Ya no es la tradicional imagen borrosa de la ecografía en dos dimensiones. Es una auténtica fotografía del bebé que muestra sus facciones y la forma de todas las partes del cuerpo. Además de la imagen volumétrica, añade la cuarta dimensión, el tiempo, de modo que en la pantalla del ecógrafo aparece lo que en ese momento le ocurre al bebé. En ese momento se está moviendo, se chupa los dedos, se estira, abre y cierra la boca o, incluso, sonríe.

Su principal ventaja es que al ofrecer imágenes fotográficas del feto permite una mayor precisión en la observación. La ecografía 4D es valiosa para visualizar con mayor detalle problemas que afectan a la piel del bebé, como el labio leporino o la fisura palatina. Al ofrecer volumen, permite conocer no solo las dimensiones de cualquier órgano, sino el sitio que ocupa en el cuerpo de feto, lo que perfecciona el diagnóstico.

Ecografía 3d y 4D